Oporto – Atlético: Simeone: “Quedamos últimos por merecimiento” | Deportes

El descalabro europeo provocó la necesaria y oportuna mirada de Diego Pablo Simeone. Los números que adornan el pírrico cinco puntos del equipo que arrancaba la competición como gran favorito del grupo, delatan el rostro que ofrece su equipo en esta Champions. Había encajado dos goles en sus salidas en Leverkusen y Brujas y encajado otros dos en el Oporto. “Esto se lleva con trabajo y tranquilidad, mirando las situaciones que en Europa nos han causado esta dificultad en todos los partidos fuera de casa, donde hemos marcado dos goles y no hemos podido marcar”. Simeone ni siquiera tuvo en cuenta el gol en propia puerta del Oporto. Los cinco goles marcados y los nueve encajados es la pista más elocuente que explica por qué el Atlético no disputó la clasificación para la Champions o la Europa League por primera vez en 12 años. “Tenemos que trabajar, todavía nos queda la liga y la copa”, dijo abatido el técnico argentino.

Puerto

dos

Fábio Cardoso, Evanilson (Toni Martínez, min. 81), Pepê (Rodrigo Conceicao, min. 88), Zaidu Sanusi (Wendell, min. 52), Stephen Eustáquio, Marko Grujic, Mehdi Taremi, Wanderson Galeno (Bernardo Pereira Folha, min. 89), Otavinho (Gonçalo Borges, min. 89), Diogo Costa y Marcano

Also Read :  El Real Zaragoza naufraga en Anduva (2-0) - Deportes en Zaragoza

1

Atlético

Griezmann, João Félix (Matheus Cunha, min. 60), Saúl (Carrasco, min. 60), Savic, Correa (Pablo Barrios Rivas, min. 85), De Paul, Oblak, Reinildo Mandava, Giménez, Nahuel Molina y Witsel

meta 1-0 min. 5: Mehdi Taremi. 2-0 min. 24: Esteban Eustaquio. 2-1 min. 94: Marcano (pp).

Juez daniele orsato

tarjetas amarillas Marko Grujic (min. 38), Reinildo Mandava (min. 41), Savic (min. 48) y De Paul (min. 68)

“Lo que ves en el campo lo vemos todos, fueron superiores, tuvieron mejores saques, posicionamiento, convirtieron las dos primeras veces, fueron potentes. Tenemos que mejorar y ver la realidad este año en Europa y también el pasado año. Nos costó y hace dos años cuando fuimos al último partido en Salzburgo. Nos cuesta y hay que ver cómo podemos mejorar en Europa, los números son malos. Marcamos poco y eran casi todos los equipos superiores. , admitió Diego Simeone.

Preguntado por qué salvó de su equipo, además de Oblak, el Cholo volvió a tener la mirada regeneradora y de futuro. “Para Barrios, el pibe sigue desarrollándose. Le dije que es un momento para aprender, escuchar y crecer porque tiene muy buenas relaciones. Ya lo hizo en Cádiz y en los 20 minutos de hoy también. Aparece un chico interesante. Me quedo con la parte buena del partido, aseguró un entrenador que a duras penas logró salvar los minutos finales de su equipo. “Prefiero el final, que mis jugadores intentaran seguir peleando, a pesar de que eran mejores por tener más intensidad, mejor juego, potencia, más retroceso y más velocidad. Fueron mejores en todo”, juzgó el técnico.

Also Read :  Otro Real Madrid inexplicable | Deportes

“Esto que se ve no es bueno. Llegamos merecidamente últimos. Europa se queda atrás. La Liga llega el domingo y esperamos recuperar fuerzas”, insistió un técnico que atraviesa uno de los momentos más delicados de su etapa como entrenador. Rojiblanco ocupa el banquillo. Simeone no encontró respuestas para discutir la facilidad con la que su equipo encajó goles al final de los partidos. En los últimos tres partidos, Leverkusen, Cádiz y Oporto han ganado a Oblak antes de que se cumplieran los primeros 10 minutos de juego. “Es difícil de explicar. Intentaremos encontrar los motivos por los que el equipo no responde al comienzo de los partidos”, se limitó a responder Simeone.

Also Read :  El doblete más especial para Elena Cavas en Huércal-Overa

Antoine Griezmann también fue crítico con el papel que jugó el Atlético en la gran competición europea. “No nos merecemos pasar a los octavos de final de la Champions League o de la Europa League. Si solo puedes ganar un partido en la fase de grupos, eso es lo que tienes que hacer”, dijo el delantero francés, que fue derribado en los micrófonos de Movistar. “No tenemos nada que decir a la afición, solo gracias por el trabajo que hacéis para que os escuchemos. Ellos no se merecen esto. Ahora, a apretar el trasero y trabajar. Somos un equipo si lo creemos, y todos vamos en la misma dirección. Hay que luchar y trabajar. Y si no, vete”, admitió el francés. Griezmann, el jugador estrella de Simeone, negó que el discurso del técnico no cuajara en el vestuario: “Estamos a sus órdenes, es un orgullo, pero hay que demostrarlo sobre el césped”.

Puedes seguir EL PAÍS Deportes en Facebook Y Gorjeoo regístrate aquí para recibir nuestro boletín semanal.



Source

Leave a Reply

Your email address will not be published.