La selección femenina de fútbol está rota | Deportes


El técnico, Jorge Vilda, junto a Irene Paredes y Patri Guijarro hace tres semanas en Las Rozas.
El técnico, Jorge Vilda, junto a Irene Paredes y Patri Guijarro hace tres semanas en Las Rozas.Rodrigo Jiménez (EFE)

La selección femenina de fútbol atraviesa una crisis de proporciones sin precedentes y consecuencias imprevisibles. La orden pública de un sector capitalino del vestuario para forzar la salida del entrenador Jorge Vilda se concretó el jueves pasado con 15 jugadores enviando un correo electrónico a la FA renunciando a una citación por motivos de “estado emocional”. – poner a la selección en un escenario límite. La brecha entre un sector no menor del vestuario (seis de los firmantes eran titulares fijos en la última EM) y la alianza actualmente inseparable entre el técnico y el panel encabezado por Luis Rubiales parece muy difícil, por no decir imposible, de revertir. Y todo ello a menos de un año del Mundial y con la mejor generación de futbolistas.

A falta de nuevos capítulos, lo ocurrido en las últimas horas es un paso más y puede que no sea el último en la interminable escalada de conflictos que asola el fútbol, ​​practicado por las mujeres en España para casi todas las materias. En concreto, el único acuerdo entre las partes es que la gran crisis post-euro se desató hace tres meses [la selección cayó en cuartos contra la campeona, Inglaterra, en la prórroga] Solo por motivos deportivos. Hasta el momento, no han surgido motivos personales en la relación entre Vilda y el Stand.

“No puede ser que pasar la fase de grupos se venda como un gran éxito [de un gran torneo]alerta a este diario, bajo condición de anonimato, uno de los 15 futbolistas que envió la carta a la federación. “Tenemos que luchar para ganar títulos. Eso ya lo hacemos en las categorías inferiores y hay jugadores que han ganado la Champions, ¿por qué haces eso? ¿Tenemos que contentarnos con ganar a equipos pequeños?”, se maravilla el mismo jugador ante el técnico, al que juzgan “poco ambicioso” en el seno de los Rebeldes, sin capacidad para “manejar un grupo de profesionales” ni altura como un entrenador para sacar lo mejor del talento de los jugadores. Un dibujo donde además añaden características de controlador: “Él sabe con quién hablamos, con quién no hablamos, qué decimos en la prensa. Si nos quejamos, si no nos quejamos…” añaden las mismas fuentes.

READ:  DEPORTES / Las Selecciones nacionales absoluta y júnior se concentran en Riccione (Italia) para el Campeonato del Mundo de Salvamento y Socorrismo

En breve se espera una explicación o declaración de los 15 amotinados, entre los que no figura ni la ganadora del Balón de Oro Alexia Putellas -lesionada de larga duración- ni la capitana Irene Paredes, aunque fuentes cercanas al vestuario aclaran que comparten el motivo del asunto. “Irene ya no aguanta más la presión. Tienen contratos con marcas, quieren seguir asociados al fútbol cuando se retiren y temen que el gobierno federal les retire la licencia”, explican desde el entorno de los futbolistas.

Otra fuente cercana a la tribuna destaca que al menos estos 15 han decidido si darle a Vilda sí o a Vilda no, han decidido no ir ya que son conscientes de que podría acabar con su carrera internacional, muy dolidos, porque sus reivindicaciones no llevan el mismo peso que en los machos. Un movimiento de enorme riesgo que han tomado, agrega la misma fuente después de consultar con abogados para elaborar un correo electrónico con mucho cuidado, revelando razones emocionales en lugar de físicas, evitando así las consecuencias de la ley, que castiga la negativa a elegir. En la asociación están a la espera de ver si jugarán con sus clubes este fin de semana. “Con Rubiales, con estos formularios, no se van a ningún lado”, advierten dentro de la Federación.

READ:  Un salvavidas al rescate del deporte español

La última vez que una de las futbolistas descontentas se pronunció en público fue hace un mes en una tensa actuación (se marcharon por separado técnico y jugadora) de las tres capitanas (Paredes, Jenni Hermoso y Patri Guijarro; sólo ha fichado esta última). en el que negó haber pedido la destitución del técnico pero pidió cambios. “Es un malestar general. Tenemos un grupo que puede ganar grandes títulos y por eso esa sensación se prolonga hasta el final de la Eurocopa”, dijo entonces Paredes. Minutos antes, Vilda denunció que se habían emitido “códigos de fútbol”, reconoció que el estado de ánimo había empeorado durante la EURO cuando llegaban los partidos, al tiempo que señaló en reiteradas ocasiones errores puntuales en el terreno de juego.

Desde la federación, que no desconocen cierta confusión por la herida abierta, admiten que los jugadores presentaron la denuncia de que “el mensaje de Jorge se repetía y se desgastaba”. [ascendió al cargo en 2015]“, demanda que, según aseguran, ha sido atendida y por el hecho de que ya se han tomado medidas Empleado, con mayor protagonismo para el resto de los integrantes. “En el verano Vilda, la segunda entrenadora [Montse Tomé] y el psicólogo [Javier López Vallejo] Se reunieron individualmente con todos los seleccionados. Y ahora eso viene como una sorpresa. Son idolatrados, no se enfrentaron cara a cara. Te diste un tiro en el pie”, subrayan los expertos en crisis que sospechan del cuerpo técnico del Barcelona como posible instigador del motín. “Nos dicen que entrenamos mal y nos echan la culpa de las lesiones”, subrayan desde el comité de la asociación. Una queja que, por otro lado, y sin conocer el dardo asociativo, el equipo culé no esconde una fuente: “Los futbolistas se quejan de que los entrenamientos de la selección son aburridos y no tienen intensidad. Regresan físicamente en peores condiciones”.

READ:  Manos de ángel | Deportes

Mientras tanto, Vilda, cuyo séquito le ha visto “tranquilo” este viernes a pesar del gran temporal, estará estos días charlando uno a uno con el resto de jugadores que es probable que sean convocados y que no enviaron la carta a la vista de su disponibilidad se conoció la próxima semana para los partidos contra Suecia (7 de octubre) y Estados Unidos (11 de octubre) en la lista.

Y en medio de un conflicto tan grande como sin precedentes, un breve repaso a la lista de 15 firmantes (Guijarro, Sandra Paños, Claudia Pina, Aitana Bonmatí, Mapi León y Mariona Caldentey de Barcelona; Ainhoa ​​Moraza y Lola Gallardo del Atlético; Amaiur Sarriegi y Nerea Eizagirre de la Real Sociedad; Laia Aleixandri y Leila Ouahabi del City; Ona Batlle y Lucía García del United; y Andrea Pereira del América) la ausencia total de las jugadoras del Real Madrid (Misa, Olga Carmona, Ivana Andrés, Rocío Gálvez, Teresa Abelleira, Claudia Zornoza, Athenea del Castillo y Esther González formaron parte de la última convocatoria). El conjunto madrileño también estuvo de acuerdo, advierte uno de los jugadores del Barça; pero la entidad blanca, asegura, les aconsejó “que no se metan en líos”. “Y sin nosotros en el equipo, se convierten en titulares”, Graben.

Puedes seguir EL PAÍS Deportes en Facebook Y Gorjeoo regístrate aquí para recibir nuestro boletín semanal.

Suscríbete para seguir leyendo

leer sin limites





Source link