Ella creó un negocio de comida rápida que recorre diferentes sabores de Colombia


Ella es Luida Ardila, la emprendedora detrás de Las Perras & Compañía.

Ella es Luida Ardila, la emprendedora detrás de Las Perras & Compañía.

Foto cortesía

“A través de nuestro emprendimiento hemos aprendido que un gran logro es el resultado de un gran esfuerzo, que a pesar de que hay momentos en que nos cuestionamos, seguir adelante vale la pena seguir adelante es lo más importante, no rendirse y aprender a buscar soluciones y no quedarnos en el dolor. Personalmente, me ha ayudado a confiar más en mí mismo y ver mi potencial y fortaleza.

Empezamos con solo 2 empleados, en este momento ya somos 5 y tenemos varios clientes habituales, en particular una familia de 4 encabezada por la madre de nombre Solecito y Víctor el padre; Contamos con ellos desde que decidimos poner en marcha nuestra idea de negocio, por lo que estamos muy agradecidos por su apoyo”, dice. 23 preguntas para emprendedores y sus empresas, Luisa Ardila, la emprendedora que hay detrás Las perras y compañía. Hablamos con ella en nuestra columna y esta es la historia de su idea de negocio.

1. ¿Qué edad tengo? que estudié?

Tengo 29 años, comencé a estudiar biología pero estoy en pausa a medida que evoluciona este esfuerzo.

2. ¿Cuál fue mi idea y cuándo nació? ¿Qué he creado?

Esta idea nació al principio de la pandemia, pero cuando quisimos desarrollarla, muchos restaurantes empezaron a cerrar. Nuestra empresa es un restaurante de comida rápida artesanal que tiene un gran plus: unas ricas salsas con receta de la casa que le dan a nuestros platillos un sabor delicioso y totalmente original. Nos inspiramos en un plato característico paisa llamado “perras”, donde el tocino reemplaza al chorizo, pero le hemos dado un giro diferente con preparaciones muy originales.

3. ¿Cómo logré hacerlo realidad y darle vida?

Teníamos claro el concepto que queríamos y aunque no sabemos mucho de gastronomía sabíamos que los sabores tenían que ser auténticos y muy colombianos por lo que contratamos a un chef para crear el menú pero nunca entendió la idea, así que decidí tomar el riesgo de experimentar con sabores e ingredientes y hacer muchas pruebas con muchos errores y pruebas: acertamos EL PERRO.

Si buscas más historias de startups, sus fundadores y creadores están aquí, en Emprendimiento y Liderazgo de El observador.

Also Read :  Guía para los accionistas de Siemens Gamesa en la opa de Siemens Energy | Mercados

4. ¿De dónde obtuve el dinero para la fundación y cómo lo pagué?

Este sueño se ha hecho realidad gracias a mis padres que confiaron en mí y me apoyaron con el capital para realizar ideas, probar mis inventos y acompañarme en el camino donde ninguno de los tres teníamos idea de cómo montar un restaurante.

5. ¿Qué lograré con mi empresa? ¿Qué estoy cambiando con mi idea?

Este emprendimiento me ha ayudado a confiar más en mí mismo ya no subestimarme tanto. En la familia siempre hemos tenido la filosofía de ayudar a nuestros compañeros y tenemos la oportunidad de hacer lo mismo a través del negocio.

6. ¿Soy feliz?

Por supuesto, estamos contentos con la respuesta de la gente a nuestros platos y las constantes felicitaciones que recibimos.

7. ¿Vendería mi empresa, mi empresa?

De momento no es algo que tengamos en mente, nos encantaría franquiciar y poder crecer, pero de momento necesitamos afinar más detalles para pensar en este gran paso.

8. ¿Qué tan difícil fue para mí hacer esto?

Fue muy difícil al principio ya que no sabíamos por dónde empezar y un día antes de la inauguración mis padres habían planeado un viaje meses atrás. Tenía mucho miedo de no tenerla a mi lado para empezar esto, recuerdo haberla llamado el primer día con la voz entrecortada, estaba muy nerviosa y me temblaban las manos.

9. ¿He cumplido mi sueño? ¿Qué me estoy perdiendo?

Lo estamos cumpliendo, pero nos queda mucho por hacer antes de poder decir que lo hemos logrado. Queremos expandirnos, crear muchos más empleos y tener un excelente gobierno corporativo.

Esto te puede interesar: Comenzaron una empresa especializada en perforaciones de orejas sin dolor.

10. ¿Y ahora qué? ¿Que sigue?

El siguiente paso es poder tener un sitio más grande donde actualmente somos pequeños y la cantidad de clientes continúa creciendo al igual que las líneas. Queremos que todos los que vengan tengan la oportunidad de vivir esa experiencia y sean tratados como se merecen.

11. ¿Es escalable mi negocio?

Claro, soñamos con convertirnos en una cadena de restaurantes con ubicaciones en las ciudades.

12. ¿Obtendrías inversión de un extraño para crecer? ¿Te daría una parte de mi empresa?

Also Read :  EMPRESA / Los errores tecnológicos que cometen la mayoría de emprendedores digitales, por RelajaTec

De momento no lo haríamos, pero no es una puerta a cerrar, hay mucha gente con muy buenas ideas y conocimientos que pueden ayudar a seguir creciendo.

13. ¿Qué no volverías a hacer?

En realidad, no nos pasó nada de lo que debamos arrepentirnos, todo lo que pasó en este loco proyecto fue un aprendizaje constante y eso nos empujó a seguir mejorando.

14. ¿Quién me inspiró? ¿A quién quiero seguir?

Siempre he considerado las historias de McDonald’s y KFC, ahí es cuando te das cuenta que nunca es tarde para iniciar un negocio y a pesar de las caídas, hay que seguir intentándolo hasta lograrlo.

15. ¿He fallado alguna vez? ¿Pensé en tirar la toalla?

Naturalmente, cuando comencé con las pruebas de alimentos, dije: “¿En qué me estaba metiendo? Cuando comenzó el lugar, sentí el peso de la responsabilidad de cuidar a la clientela y asegurarme de que les siga gustando el producto la próxima vez que visiten. Me asusté mucho y en varias ocasiones sentí que no podía con toda la presión que genera una empresa, no solo por mí sino por no traicionar la confianza que mis padres han depositado en mí.

Visite la sección de emprendimiento y liderazgo de El Espectador

16. ¿Soy parte de algún tipo de comunidad que me ayudará en este viaje de esfuerzo?

No, no somos parte de ningún tipo de comunidad, es una familia y es el mayor apoyo.

17. ¿Lo que hago va más allá de eso? ¿Será capaz de influir en las nuevas generaciones?

Yo creo que sí, quiero ser inspiración y ejemplo; Muchas veces el miedo es más fuerte que las ganas de hacer realidad la idea, por miedo al fracaso, y siempre hay dos opciones: intentar fracasar pero mantener la calma porque ya está hecho, o sacarlo del estadio y disfrutar del proceso.

18. ¿Cómo me veo dentro de 10 años y cómo veo mi empresa, mi empresa en el futuro?

Esperamos que en 10 años seamos una cadena de restaurantes con múltiples locales en diferentes ciudades LA MUJER Y LA COMPAÑÍA y la gente sabe quiénes somos, nos siguen buscando por nuestra calidad, nuestro servicio y los sabores que nos diferencian.

Also Read :  Globant desembarca en el negocio global del fútbol

19. ¿Qué papel jugaron mi familia y amigos?

Mi familia ha sido un gran apoyo, gracias a ellos existimos y seguiremos creciendo, y mis amigos han sido maravillosos clientes, muchos han venido a probar, compartir nuestras publicaciones y se han quedado con nuestros productos.

Esto te puede interesar: El ingeniero que creó “la primera y única agencia de empleos verdes del país”.

20. Lo logré. ¿Ayudarías a otros emprendedores a lograr esto?

Por supuesto que creemos firmemente que hay lugar para todos, que no es un camino fácil y que comienza con muchas dudas e incógnitas, que sería bueno que muchos testimoniaran, que todos estos sentimientos de ansiedad por el empeño son normales y que todo proceso de este tipo tiene sus dificultades.

21. ¿Qué papel jugó mi equipo? ¿Quién?

Encontrar un buen equipo de trabajo fue una tarea difícil porque aunque hay trabajo, muchas personas no se sienten obligadas. Pasaron varias personas hasta que finalmente encontramos el equipo que tanto anhelábamos y uno de los mayores apoyos fue un primo, Juan Manuel Bonilla Ardila, quien trabaja con nosotros y nos motiva, también Alejandra la mano de cocina y Ferchito el Parrillero.

22.¿Qué es mi sello personal? ¿Qué me hace diferente de los demás?

La idea de marcar la diferencia era necesaria. Desde un principio no queríamos parecernos a los demás, queríamos ser reconocidos por el plus que podemos ofrecer y aportar el concepto de LA FEMENINA a Bogotá con nuestras recetas y los ingredientes que utilizamos. Ese fue el sello con el que marcamos la diferencia, y también las salsas de la casa, son muy bien recibidas y hacen que el sabor de nuestras preparaciones sea completamente diferente a la comida rápida tradicional.

23. ¿Qué he aprendido de todo esto?

Hemos aprendido que un gran logro es el resultado de un gran esfuerzo, que a pesar de que a veces nos cuestionamos, vale la pena seguir adelante, lo más importante es no rendirse y aprender a buscar soluciones y no quedarse en sufrimiento. Personalmente, me ha ayudado a confiar más en mí mismo y ver mi potencial y fortaleza.

Si conoces historias de emprendedores y sus emprendimientos, escríbenos a Edwin Bohórquez Ayas ([email protected]) o la de Tatiana Gómez Fuentes ([email protected]). 👨🏻‍💻 🤓📚



Source link