Chapeando: Del miedo creíble al negocio expedito (+ Podcast)

Viene de la amarga experiencia del arriesgado y muchas veces mortal paso ilegal por mar y tierra, que pondrá en entredicho el nuevo programa migratorio, que a primera vista solo necesita patrocinadores y resulta ser bastante rápido.

Pero nada es fácil cuando se trata de las relaciones entre Estados Unidos y Cuba. En nuestro podcast hablamos del tema y nos asomamos a lo que, apenas comenzando, ya se revela como un negocio más para rentabilizar las inquietudes de la familia cubana.

Space comparte audio de la última transmisión de Titán de Cuba, donde el youtuber y sus amigos comentan algunos de los privilegios de los emigrantes cubanos a Estados Unidos, obligados a mentir a las autoridades fronterizas sobre el inexistente “miedo creíble”, que ahora parece destinado a disolverse en las nuevas figuras de padrinos o patrocinadores.

Al referirse al conocido “miedo creíble” de que se fomenta la mentira, Reinier Duardo comentó en un tuit reciente, cuyo autor preguntaba: “¿Conocen algún caso, aunque sea uno solo, de exiliados políticos de dictaduras latinoamericanas que regresaron de vacaciones a su país cuando él quiere? A Cuba, más de medio millón de cubanos “exiliados” van de vacaciones cada año”. Hasta ahí el texto, pero el tuit también incluye imágenes de dictadores reales anteriores a 1959, con crueles métodos de tortura que solo se conocieron cuando se publicaron los testimonios de las víctimas, en la revista Bohemia y otros medios tras el éxito de la revolución.

Also Read :  Fotovoltaica - Menos degradación, más potencia: las claves de la tecnología TOPCon

Ampliando el tema de los padrinos, Bárbara Betancourt llamó la atención sobre una de las preguntas más recurrentes en las consultas de los interesados ​​en migrar por el nuevo sistema: “¿Y pierdo el derecho a regresar a Cuba si me acojo al patrocinio?”. ellos preguntaron. Respuesta rápida: “No, no, no pierdes tus derechos porque sigue vigente la Ley de Ajuste y al cabo de un año y un día puedes solicitar la residencia y viajar a Cuba”.

Also Read :  El infierno de alquilar una habitación en el 'paraíso Erasmus': hasta 600 euros

Para negocios establecidos en Miami con nuevas modalidades, es predecible. La administración estadounidense encontró una forma de blanquear la migración. El patrocinador, al tener que responder durante dos años por la persona que patrocina, tiene claro que solo beneficiará a la persona que tenga la condición de devolver la señal (y el costo). Mientras tanto, los cumplimentadores de formularios y en especial algunos bufetes de abogados se están machacando con la zanahoria que ahora alterna con el palo, para atraer a personas que merecen ser aceptadas por Estados Unidos. Aquellos con menos recursos y menos formación tienen dificultades para encontrar patrocinio.

Estamos de acuerdo en que hay que seguir de cerca la evolución de este nuevo canto de sirena, pero por lo que vemos y oímos ahora se está impulsando el negocio, como antes se impulsaba la mentira., siempre ha utilizado a la inmigración cubana como rehén de las políticas anticubanas. Esta vez no rechazamos los esfuerzos por agotar el capital humano y financiero del país.

Also Read :  FTX quiere recuperar las donaciones benéficas de Sam Bankman-Fried

Esto puede convertirse en un boomerang, porque por donde se lo mire es una medida inconsistente con las políticas migratorias en general y en particular con las históricamente orientadas hacia Cuba.

Dos años para trabajar, mano de obra barata pero muy preparada profesionalmente. Y si después de dos años no eres lo que espero, sal, a la calle.
Puede que sea demasiado pronto para juzgar, pero la advertencia del Che sobre esos poderosos vecinos sigue en pie: no se puede confiar en ellos, pero no tanto. Seguiremos Picando.

escuchar podcasts

Source

Leave a Reply

Your email address will not be published.